h1

Chistes de informáticos

septiembre 1, 2009

Hoy en la mañana un compañero me estaba contando algunos chistes y yo me acorde de algunos que oi en la facultad, para mi desgracia no me acordaba bien de ellos, por lo que me di a la tarea de recuperarlos y traerlos aqui:

informatico011

Almenos los mejores..

¿Qué le pasa al coche?
Este es un Físico, un Mecánico y un Informático que van en un coche y de pronto se para echando humo. El físico dice:
– Eso es el coeficiente de fricción de las ruedas que no sobrepasa el efecto aerodinámico de diseño del vehículo.
El mécanico dice:
– Esto ha sido la cuchufleta de la espiroqueta que se ha quemado.
Y tras mucho pensar dice el informático:
– ¿Por qué no Cerramos ventanas, salimos y volvemos a entrar?

Se murió un experto en programación y automatización de sistemas. Llevaba una vida ejemplar, pero no creía en Dios, por tanto lo mandaron al infierno. Era muy bueno programando y en poco tiempo arregló todos los desperfectos en el infierno, dejando todo que funcionara en forma automática, sin tener que resetear (apagar y prender) los equipos. Instaló acondicionadores en las oficinas, cafeteras automáticas, sistema multicanal de TV en todos los departamentos y puso a funcionar muchos otros servicios. Dios al enterarse de todo esto lo quiso transferir al paraíso, pero el Diablo se opuso. Dios se molestó y le dijo:
– ¡Te voy a demandar!
– Sí, como no, dijo el Diablo con sarcasmo.
– ¿Y dónde encontrarás un buen abogado, si en el paraíso no hay ninguno?

En una hermosa mañana, un jefe de proyecto, un analista de sistemas y un programador estaban paseando por una playa para distraerse del proyecto que los había tenido de cabeza. De repente, encontraron una lámpara casi oculta en la arena. Obviamente, uno de ellos la frota sin mucha esperanza y grande fue su sorpresa cuando apareció un genio legítimo.
Al verlos, el genio dijo:
– Bueno, imagino que conocen el procedimiento habitual para estos casos. Ustedes saben, eso de los tres deseos. Normalmente se los concedo a una única persona, pero en este caso como ustedes son tres, le concederé un deseo a cada uno.
El programador quiso ser primero y dijo:
– Me gustaría pasar el resto de mi vida viviendo en una gran casa, sin problemas de dinero y rodeado de hermosas mujeres que me idolatren.
El genio le concedió el deseo y lo envío a una lujosa casa, con mucho dinero y muchas mujeres.
Después siguió el analista de sistemas:
– Me gustaría pasar el resto de mi vida en un gran y lujoso crucero en el Mediterráneo, sin problemas de dinero y rodeado de hermosas mujeres que me idolatren.
El genio le concedió el deseo y lo envío al crucero en el Mediterráneo, con mucho dinero y muchas mujeres.
Al final, le toco el turno al jefe de proyecto.
– Y cuál sería tu deseo?, pregunto el genio.
– Los quiero de vuelta después del almuerzo…

Un ingeniero de Microsoft, uno de Intel y un programador de Linux se encuentran en el lavabo. El de Microsoft acaba el primero, y a la hora de lavarse las manos lo hace a conciencia, con mucho jabón y agua, y para secarse usa un montón de toallitas de papel, y dice:
– Los de Microsoft, lo que hacemos lo hacemos bien.
El ingeniero de Intel, también se lava a conciencia, pero utiliza muy poca agua y muy poco jabón, y para secarse utiliza una esquinita de una toallita de papel. Cuando acaba dice:
– Los de Intel, además de hacerlo bien, lo optimizamos al máximo.
El programador de Linux, sin lavarse, mira a los otros dos y dice:
– Los de Linux no nos meamos en las manos…

¿Sabes cuántos programadores hacen falta para cambiar una bombilla? – no, no ¿Cuántos? – Ninguno… es un problema de hardware.

y para rematar unos del tan odiado para algunos Bill Gates:

bill_gates

Una noche, un pequeño avión estaba volando sobre Nueva Jersey con cinco pasajeros a bordo: el piloto, Michael Jordan, Bill Gates, el Dalai Lama y un hippie. De repente, algo explotó con fuerza en el compartimento de quipaje, y el avión empezó a llenarse de humo; la puerta de la cabina se abre y sale el piloto:
“Caballeros, tengo buenas y malas noticias. Las malas noticias son que nos vamos a estrellar en Nueva Jersey. Las buenas son que hay cuatro paracaídas… ¡y yo tengo uno de ellos!” El piloto abrió la puerta y saltó.
Michael Jordan se puso de pie en un instante:
“Señores, yo soy el mejor atleta del mundo. El mundo necesita tener grandes atletas. Creo que el más grande atleta del mundo merece tener un paracaídas”. Dicho esto, tomó uno de los paracaídas restantes y saltó.
Bill Gates se puso de pie y dijo:
“Caballeros, yo soy el hombre más inteligente del mundo. El mundo necesita hombres inteligentes. Creo que el hombre más inteligente del mundo debe tener también un paracaídas”. Tomó uno y saltó.
El Dalai Lama y el hippie se miraron el uno al otro. Finalmente el Dalai Lama habló:
“Hermano, he tenido una vida satisfactoria y he conocido la felicidad que da la iluminación divina. Tú tienes toda la vida por delante. Toma el paracaídas, yo caeré con el avión”.
El hippie sonrió lentamente y dijo:
“No te preocupes, calvito. ¡El hombre más inteligente del mundo acaba de saltar con mi mochila”.
Pregunta: ¿Cuantos Bill Gates se necesitan para cambiar un foco?
Respuesta: Uno. El sujeta el foco y deja que el mundo entero gire alrededor de él.

Pregunta: ¿Cuantos ingenieros de soporte técnico de Microsoft se necesitan para cambiar un foco?
Respuesta: Cuatro. Uno que pregunta:
“¿Cual es el número de registro de su foco?”.
Otro que pregunta: “¿Ha intentado reseteándolo?”.
Otro que pregunta: “¿Ha intentado reinstalándolo?”, y el último que dice:
“debe ser su hardware, porque el foco de nuestra oficina funciona muy bien”.

no-es-lo-que-te-imaginas-googleyahoo-y-bill-gates


El genio de la programación

Se murió un experto en programación y automatización de sistemas. Llevaba una vida ejemplar, pero no creía en Dios, por tanto lo mandaron al infierno. Era muy bueno programando y en poco tiempo arregló todos los desperfectos en el infierno, dejando todo que funcionara en forma automática, sin tener que resetear (apagar y prender) los equipos. Instaló acondicionadores en las oficinas, cafeteras automáticas, sistema multicanal de TV en todos los departamentos y puso a funcionar muchos otros servicios. Dios al enterarse de todo esto lo quiso transferir al paraíso, pero el Diablo se opuso. Dios se molestó y le dijo:
– ¡Te voy a demandar!
– Sí, como no, dijo el Diablo con sarcasmo.
– ¿Y dónde encontrarás un buen abogado, si en el paraíso no hay ninguno?

Anuncios

5 comentarios

  1. Jaja muy buenos, te ganaste un lugar en mis marcadores y pestañas ancladas de Opera xDD.


    • muchas gracias 😉


  2. excelentes chistes, tomare algunos para mi blog


  3. Hi, i think that i saw you visited my website so i came to “return the favor”.
    I am trying to find things to improve my site!I suppose its ok to use a few
    of your ideas!!


  4. I almost never leave a response, but i did some searching and wound up here Chistes de informáticos Betatwits.
    And I do have a couple of questions for you if you tend not
    to mind. Could it be only me or does it appear like a few
    of these responses appear like they are left by brain dead visitors?
    😛 And, if you are writing on additional online sites,
    I’d like to keep up with everything new you have to post. Could you list of the complete urls of all your community sites like your linkedin profile, Facebook page or twitter feed?



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: